4 Síntomas de una relación desgastada

09a07b5f8ded573cadf43ac0afbcf14b (1)Hay quienes creen que el paso del tiempo es el enemigo de las relaciones pero se equivocan, son y siempre han sido los mismos integrantes, de su amor depende la continuidad de su historia. Las cosas no pasan por casualidad o al azar, se escoge descuidar el amor y en pequeños gestos se comienza a dilucidar ese desinterés.

No hay que confundir el desgaste con variaciones de intensidad, son sensaciones totalmente diferentes. El desgaste no tiene que ver con el contexto, son fallas crónicas a nivel interno. El funcionamiento de la pareja atraviesa por una crisis, que puede deberse a diversos factores. Pero lo grave es que no suelen ser reparados a tiempo, muchas veces se callan, y por lo mismo, se profundizan en silencio. La falta de comunicación siempre crea caos, porque todo estalla cuando es demasiado tarde.

En cambio, la intensidad tiene que ver con que muchas veces el romanticismo se calma producto de las circunstancias, la falta de tiempo para dedicarse a la pareja y la distancia provocan una necesidad de cariño que les dificulta estar felices y rebosantes de amor. Por lo mismo, están más escuetos con sus palabras.

Como somos vulnerables a altos y bajos, es imposible estar siempre con las mismas energías, vitalidad y disposición. Lo que vivimos y sentimos repercute en todos los ámbitos, lo que en ocasiones se traduce en un descenso en la emoción y euforia en el plano amoroso. A veces dar lugar a otras prioridades que te mantienen ocupado/a y preocupado/a hacen que disminuyas la atención en tu pareja. Sin embargo la intensidad de tus sentimientos regresa cuando compartes con quien amas, volviendo a sentirte consumida por su amor, con el corazón a mil.

Hay 4 formas de reconocer si tu relación se está deteriorando:

1.- Cansancio emocional

Una o ambas partes están agotadas de vivir en eterna repetición, enfrentándose una y otra vez a los mismos problemas, para nuevamente concluir las mismas soluciones. Aburridos de discutir y sin ver cambios en la realidad comienzan a estancarse, a marcar el paso y a resignarse.

2.- Desencanto

Tu relación y tu pareja perdieron el valor trascendental que les dabas, ya no significan lo mismo que antes. Dejas de creer en lo que has construido, en tu amor, en el sentido de esmerarse en pro de un futuro juntos. Se apagan esas ganas de cultivar la relación.

3.- Neutralidad

Despareció esa efusividad por estar con tu pareja, ya no sientas esa conexión especial, simplemente no te agrada ni te desagrada su ausencia o compañía.

4.- Decepción

Al acumular daños ves a tu pareja con reparo y desconfianza. Sientes que hay un exceso de promesas rotas y oportunidades desperdiciadas.

Si estás comenzando a experimentar un síntoma estás a tiempo de revertirlo, solo tienes que estar dispuesto a seguir intentándolo y a conversar con tu pareja sobre tus emociones. Si ambos conservan su amor, juntos podrán superar la crisis que se les presenta.

Por el contrario, si cumples con los 4 síntomas  deberías cuestionar la continuidad de tu relación, dado que la mayor parte del tiempo te hace infeliz. Quizás sigues por amor a tus recuerdos o tienes razones más cuestionables. Si ya no amas, no tiene sentido forzar un vínculo, ni crear falsas esperanzas en ambos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s